Tabita significado bíblico

tabita

Definición. El significado bíblico de Tabita es Gacela. Este era el nombre arameo de una mujer cristiana. Traducido ese término en otros idiomas, se obtiene como resultado: Dorcas. Este alías también es popular entre quienes leen las escrituras para referirse a la misma persona.

¿Qué detalles de Tabita se conocen?

Esta cristiana vivía en la ciudad de Jope, se había hecho un buen nombre entre las personas que la rodeaban por colaborar con todos sus hermanos. En cuanto a las viudas necesitadas, acostumbraba a fabricarles prendas de vestir interiores y exteriores. Esto hizo que muchas personas le tomaran cariño, ya que sus obras desinteresadas, ayudaban a cubrir las necesidades de los desvalidos.

En ese tiempo, era común que a los judíos se les conociera por dos nombres, uno en hebreo y otro en griego o latino. Así que Dorcas, el equivalente de Tabita, era él alías que utilizaban para referirse a ella. La ciudad de Jope, era un puerto marítimo que tenía una población importante de Judíos.

Cuando Lucas la menciona en el libro de Hechos, tal vez usa el nombre Dorcas para beneficiar a los lectores gentiles. Estos se sentían más cómodos con el idioma griego, por lo que comprenderían mejor las escrituras en esa lengua. Con eso, podía asegurar que las enseñanzas y lecciones llegarían a su corazón.

Ella es la única mujer a la que se le califica como una discípula en las santas escrituras. Sin embargo, esto no quiere decir que ocupara una posición especial en la congregación o que fuera superior a los varones. Cuando Jesús estuvo en la tierra, indicó que todos: hombres y mujeres, podían seguirlo.

¿Qué milagro salvó la vida de Tabita?

En el año 36 E.C. esta mujer murió; no se conocen las causas o circunstancias que rodearon la situación. Lo que sí se sabe, es que conmocionó a todos los habitantes de Jope. En el registro no se indica que tuviera un esposo, pero el llanto de las viudas era muy notorio. Cuando estaban haciendo los preparativos para enterrarla, se enteraron de que Pedro se encontraba a unos 18 kilómetros.

Así que los hermanos, lo mandaron a llamar, ya que sabían que él había curado a un paralítico. Esto es probable que los hiciera pensar que este hombre podía devolverle la vida. También puede ser que buscaran sus palabras de consuelo. Lo cierto es que, imitando lo que hizo Jesús con la hija de Jairo, Pedro llamó a Tabita y la ayudó a levantarse. Este fue la primera vez que resucitó a alguien.

Subir