Zanja significado bíblico

zanja

Definición. El significado bíblico de zanja, es la excavación o surco que se abre en la tierra para realizar canalizaciones o con otros fines. Este término específica una extensión bastante prolongada y estrecha que se hace con la finalidad de conducir las aguas, proteger los sembrados, cultivos o elementos semejantes.

Si bien la zanja se ejecutaba de forma manual, hoy en día la excavación se lleva a cabo con maquinaria, como las palas y otros equipos sofisticados.

De hecho, se registran cambios significativos en el papel de las zanjas en la vida cotidiana, cuya profundidad varía, según los requisitos y propósitos por los que se utilizarán.

Elías en el monte Carmelo

Al hablar del profeta Elías, damos a conocer que fue un intermediario de Dios en diversos momentos de las sagradas escrituras. Pero en este caso, lo observamos como el personaje central, en un desafío con los profetas falsos de Baal en el monte Carmelo. Pues, al tratar de invocar a su Dios todo el día, deseó que lloviera fuego del cielo, más fue en vano.

Cuando le tocó a Elías, él construye un altar con doce piedras, realiza una zanja alrededor, como lo indica reyes 18:32. 'Y levantó un sitio a Jehová; en seguida hizo un agujero que contenía treinta litros.' Todo ello, con el motivo de colocar sacrificios encima destinados a los propósitos del Padre Celestial.

Como podemos ver, este hombre glorifica a Dios y entonces él le envía fuego desde el cielo, consumiendo el holocausto, la leña y el agua que se encontraba en la zanja. Tal suceso demostró que era más poderoso que las falsas deidades. Fue de este modo, que Elías y el pueblo presente, mató a todos los profetas de Baal. Para que luego de esta victoria, cayera de nuevo la lluvia sobre la tierra.

Comparación de la zanja con la vida cristiana

La zanja representa una importante lección para los creyentes en Dios, que nos dice que si caminamos en comunión con el señor, le obedecemos y estamos abiertos a su voluntad, él compensará todas nuestras necesidades. Ya que, su misericordia para con nosotros es inmensa y nunca se agotará.

Sin embargo, cuando estamos atentos a seguir esa voz del Padre, caminamos dentro de la zanja de obediencia a su palabra. Podemos encontrar aliento, victoria y recompensa al luchar con nuestras debilidades humanas, para así ser instrumentos de Dios en la enseñanza y en sus designios espirituales.

Subir