Lagartija significado bíblico

lagartija

Definición. El significado bíblico de lagartija, es reptil de tamaño pequeño que camina sobre las paredes. Se dice que proviene del suborden Lacertilia y que se encontraba una gran variedad de ellos en la localidad de Palestina y el Oriente. Sin embargo, en la actualidad es difícil identificar el tipo que describían los hebreos.

Pese a ello, se sabe que existieron lagartijas que no solo trepaban sino que también, se introducían en la arena. Tales eventos se observaban más que todo en las zonas áridas como las del desierto. Se les conocía con el término de Letaah o Jomet y eran pequeños reptiles de sangre fría.

En tanto que, la lagartija no era un reptil que lo apreciaran las personas. Si bien Dios las creó junto con los demás animales de la tierra, se les consideró como enjambres que pululan y cuya carne no servía para el consumo humano. Tampoco se usaron en actos o ritos sagrados destinados a la Iglesia.

La ley levítica y la lagartija

El contenido del levítico era bastante claro respecto a las leyes que poseían escritos sobre los sacrificios, la santidad y los estatutos a seguir por el pueblo. Es por ello, que tenían a la lagartija como un reptil impuro, al igual que los erizos, lagartos, camaleones o cocodrilos.

Razón por la cual, si una persona tocaba a una lagartija, se le consideraba inmunda hasta bien entrado el anochecer. No importaba de qué forma o variedad fuera, puesto que, en Israel, se describieron más de cuarenta especies y géneros para este tipo de animales.

Asimismo, en la Biblia la lagartija podía asociarse con las conductas profanas del hombre. Sobre todo, porque eran animales que solían esconderse y poseían buenos hábitos huidizos. Por tal motivo, se les relacionaba con aquellos que cometían hurtos o escapaban de la ley de Dios.

Significado espiritual de la lagartija

En los tiempos antiguos la lagartija no era muy bien vista, pero en la actualidad es todo lo contrario. Ya que, representan una compañía espiritual que evoca el poder de la sabiduría en nosotros. Además, es un reptil que transmite estados de tranquilidad porque es capaz de permanecer inmóvil durante largas horas, demostrando su nivel de paciencia.

Por si fuera poco, la lagartija es un animal curioso y cuya piel se regenera de manera constante. De tal forma, se le asocia con los cambios de vida que traen nuevos comienzos.

Subir