Er significado bíblico

er

Definición. El significado bíblico de Er, es hijo mayor de Judá. Su nombre proviene del hebreo y se traduce como aquel que es vigilante u observador. Sus registros aparecen en el libro del Génesis y se tiene constancia de que fue descendiente de Sela y padre de Leca.

Asimismo, en Crónicas se nos indica que Er perteneció a las familias de se desempeñaban con actividades que tenían relación directa con el lino, en la región de Bet-asbea. Mientras que en el libro de Lucas, se señala que también perteneció al linaje materno de la línea de Cristo.

Er y la descendencia de Judá

En los registros del Génesis, se nos relata una historia en la cual, Er pierde la vida a causa de su iniquidad. Pues, Judá concibió tres de la mano de una mujer cananea que era hija de un varón adulamita.

Cuando Judá vio a la heredera de Suá, quiso tomarla para sí y el primogénito que tuvieron se llamó Er. Después, dio a luz a Onán y a Sela en la localidad de Quezib. Podría decirse que en un inicio, quiso encaminar a la corte de su linaje para que se apegaran a los mandamientos del Señor. Sin embargo, algunos de ellos desobedecieron.

Er, Tamar y la desobediencia de Judá

Dentro de las sagradas escrituras, se nos recalca el episodio de Tamar y Judá. Pues, este personaje fue el hijo de Jacob y se opuso a la muerte de José. Todo ello, cuando sus otros hermanos querían acabar con su vida debido a sentimientos de venganza y resentimiento.

A pesar de que muchos creyeron que Judá era justo, cometió pecado ante los ojos de Dios al demostrar un comportamiento deshonroso con Tamar. Una mujer que era su nuera porque se casó con Er. Asimismo, se sabe que también se desposó con Onán.

Sin embargo, existió una ley en la que se les indicaba a los hombres que su hermano moría, debían tomar a su mujer. Dado que, no se permitía que se volviera a casar con algún extraño que no formara parte de su descendencia.

Cuando Tamar quedó viuda por segunda vez por decisión de Jehová, Judá no quiso que se casara con su tercer hijo porque temía que también muriese. De tal modo, se vistió como una ramera y se acostó con él a cambio de ciertas condiciones. Al final, quedó en cinta y dio a luz gemelos que se llamaron Fares y Zara.

Subir