Casia significado bíblico

casia

Definición. El significado bíblico de Casia, procede de dos vocablos hebreo: qid·dáh, qetsi·ʽáh cuya traducción alude a un árbol y a su producto. También se conoce como el canelo de china.

Descripción de la Casia

El nombre científico de la planta es Cinnamomum cassia. Y el producto que se extrae de este, se le llama casia. Así se le conocía en la antigüedad, por eso en las escrituras se emplea ese término. La planta tiene una altura considerable e incluso puede llegar hasta los 12 metros. En cuanto a sus ramas, algunas crecen de forma erguida.

Y sus hojas, son tiesas y con un brillo. Estas permanecen vivas durante todo el año. Se suele cultivar en tierra húmeda, en terreno profundo y en ambiente con temperatura cálida. Se expando mediante la semilla. Para su venta, se separa la corteza interna de las ramas y se pone a secar. Pero esta debe cortarse en el sexto año de desarrollo del árbol.

De ella se saca un aceite perfumado, por el olor agradable que tiene. Luego se enrollan en tubos para comercializar. La corteza del tronco tiende a ser un poco áspera y picante. Es muy parecida al de la canela. Se cree que es originaria de Egipto, china, la India y algunas zonas de Asia y el Medio Oriente.

Uso de la Casia en tiempos bíblicos

Este árbol se usó mucho en la antigüedad. Se dice que llegó a Europa por medio de los fenicios. Los griegos también le dieron uso para darle aroma al vino, y esto se mantuvo hasta la época romana. Por ser una planta aromática se empleaba en la elaboración de los perfumes. En las escrituras, se menciona la frase en varias ocasiones.

Se cuenta entre los óleos más selectos de ese tiempo. Fue uno de los ingredientes que se empleó en la preparación del aceite para la unción, una sustancia santa en las actividades del tabernáculo. Asimismo, entre la mercancía que vendían los mercaderes de la ciudad de Tiro, estaba la Casia.

En diferentes pasajes se dice que las prendas de vestir del rey tenían un perfume agradable a la Casia, en su boda. Por otro lado, se señala en la Biblia con relación al nombre de una de las descendientes de Job. Era la hija segunda llamada Quesías que quiere decir Casia, por la fragancia de las flores. A ella la tuvo después de superar, con la ayuda de Dios, todas las pruebas.

Subir