Asbelitas significado bíblico

asbelitas

Definición. El significado bíblico de asbelitas, es familia de descendientes del linaje de Asbel. Tal término proviene del hebreo ashbêlî, más su traducción es incierta hasta la fecha.

Mientras que la del nombre de su padre, nos indica que se trataba de alguien que poseía un labio superior de grandes proporciones.

Ahora bien, la palabra asbelitas aparece dentro de los registros antiguos de la siguiente forma en Números 26:38. 'Los hijos de Benjamín, se clasificaron por familias: de Bela, estaba la de los belaítas; de Asbel, la de los asbelitas; de Ahiram, la de los Ahiramitas.

Todo ello, tiene una explicación y un significado que nos habla respecto a la importancia que poseen nuestros antepasados.

Ya que, sus acciones y enseñanzas son las que determinan el carácter de los hombres, tal y como aconteció en la época en la que vivieron los asbelitas.

Pues, este grupo se conformó por varones, mujeres y niños con un núcleo familiar encabezado por la importante figura de Asbel. Uno que aprendió el valor del servicio hacia sus semejantes y sobre todo hacia el Altísimo.

El censo de los asbelitas

Es importante señalar, que a los descendientes de Asbel llamados asbelitas, se les inscribió en un censo que se realizó en las llanuras de Moab. Tales registros aparecen en el libro de los Números y datan de los días en los que vivió Moisés, Eleazar y Aarón.

Aconteció, de este modo, que Jehová les dijo a sus hombres de confianza que efectuaran un censo para todo el pueblo.

A partir de allí, se clasificarían a los varones mayores de 20 años de edad que ya contaban con la capacidad de pelear en la guerra. Todo esto, se hizo a través de los núcleos paternos como lo es el caso de Asbel y los asbelitas.

De tal modo, salieron un montón de hijos de Israel, los cuales, venían desde Egipto. Entre los más resaltantes, estaba Rubén con sus descendientes Hezrón y Carmí que se destacaron como jefes de núcleo familiar. Y entre ellos se contaron a más de cuarenta y tres mil setecientos.

Asimismo, estaban los descendientes de Simeón, Gad, Judá, Isacar y Asbel. Sin embargo, entre aquellas generaciones se registró una que hizo lo malo ante los ojos de Jehová.

Se trató de los hijos de Eliab en donde Datán y Abiram se enfrentaron a Moisés y a Aarón. Tales acontecimientos sirvieron como ejemplo para los asbelitas y los demás. Pues, la tierra se los tragó y murieron los que les apoyaban.

Subir