Amram significado bíblico

amram

Definición. El significado bíblico de Amram, es nombre de varios personajes que figuran dentro de los registros de la Biblia. Tal término viene del hebreo amrám y se traduce como a mi pueblo se le exaltó o aquel que es amigo de Yahvé.

Por su parte, la mayoría de escritos que se tienen sobre Amram, aparecen en el libro de Éxodo. En donde, se nos indica que fue el hijo de un hombre llamado Coat.

Además, tomó por mujer a Jocabed, quien era su tía y que engendró a Moisés y a Aarón. Vivió ciento treinta y siete años y  tuvo cierto parentesco con los de la tribu de Leví.

En otro orden de ideas, Amram también fue uno de los descendientes de Esaú, quien era hijo de Disón. Estos dos, tenían vínculos sanguíneos con Esbán, Querán e Itrán.

Amram y las mujeres extranjeras

Es importante señalar, que Amram fue uno de los hombres que se casó con mujeres extranjeras y que aparece en el libro de Esdras. Tal evento trajo consigo gran decepción y consecuencias desfavorables en el nombre del Señor.

Pues, Esdras tuvo que pedir por Amram y sus pares de rodillas y orando con el fin de que Dios les perdonase por desviar su camino y caer en la tentación.

Se sabe que en aquellos días se prohibía tomar a mujeres extranjeras por esposas porque no pertenecían a su misma doctrina y los pueblos de sus tierras no eran firmes ante la voluntad del Altísimo.

Sin embargo, tanto Amram como los demás israelitas sentían esperanza de que se les concediera el perdón de sus culpas. Por eso, decidieron hacer un pacto con Jehová con la finalidad de echar o expulsar a esas mujeres que la iniquidad les causaron.

La ley de Dios y Amram

En conformidad con la ley de Dios, Amram y sus compañeros siguieron sus mandamientos y Esdras tomo juramento frente a los jefes de los sacerdotes. Gracias a ello, todos los involucrados se comprometerían a dejar a sus esposas. Acto seguido, se les recalcó que no volverían a tomar damas de otros pueblos.

Puesto que, con tales acciones añadirían más pecados a los que los hijos de Israel ya habían logrado, en conformidad con su exilio por el desierto. Así pues, Amram fue uno de los que se pronunciaron al respecto y les dijo a sus hermanos que de ahora en adelante darían gloria a Dios y se comprometerían a seguir su voluntad.

Subir