Adramitena significado bíblico

adramitena

Definición. El significado bíblico de Adramitena, es puerto que se ubicaba en la costa romana de Asia y que hoy conocemos como Turquía. La palabra procede de Adramitium y aparece en los relatos antiguos de las sagradas escrituras que tienen que ver con la vida y obra de los apóstoles.

Es por eso, que cabe en un evento en el que Pablo estuvo presente, tal y como lo vemos en el siguiente versículo de Hechos 27:2 'Y embarcándonos en una nave Adramitena que iba a tocar los puertos de Asia, zarpamos, estando con nosotros Aristarco, macedonio de Tesalónica.'

Cabe acotar, que el término Adramitena proviene del griego Adramutt'nós y se traduce como la costa de la muerte. Además, pertenecía a Adramitio, un puerto pequeño que se situaba en el fondo de un golfo y cerca del monte conocido como Ida.

De hecho, se sabe que los romanos le otorgaron el rango de metrópoli y que existió un pueblo que siguió perpetuando su nombre durante las nuevas generaciones. Asimismo, Adramitena tiene relevancia en la Biblia más que todo porque allí zarpó el barco que llevó a Pablo por prisionero desde la localidad de Cesarea con destino a Mira.

¿Cómo era Adramitena?

Según los diversos estudios que realizaron eruditos de la Biblia, Adramitena era un sitio portuario de la región de Misia y que abarcaba la extensión de Asia Menor. A pesar de que hoy en día se asocia más con Turquía, existió una ciudad interior de Edremit que conserva su nombre antiguo.

Por su parte, es muy probable que Adramitena contara con una población no tan grande en número, pero que tenían una importancia en el sentido comercial. Las naves que transitaban en su puerto, traficaban a lo largo de la costa y se encontraban con otros pertenecientes a Asia menor.

Lo mejor de Adramitena en los tiempos del nuevo testamento, es que permitía trazar una conexión con la ruta de Roma, que pasaba por Pérgamo y Éfeso. Sin dejar de lado, que se consideraba un excelente centro marítimo con destinos comerciales.

Respecto al tercer viaje misional que realizó Pablo, es posible que pasara por Adramitena. Sin embargo, los únicos registros que se conocen de tal hecho aparecen una sola vez en las sagradas escrituras y tampoco se proporcionan detalles específicos sobre ello.

Lo que sí es seguro, es que Adramitena fue un sitio próspero en el que varios hombres de bien dejaron su huella.

Subir