Sanbalat significado bíblico

sanbalat

Definición. El significado bíblico de Sanbalat es Sin (el Dios luna) ha salvado. Este hombre era un residente de Bet-horón o de Horanaim. La veracidad de su existencia se encuentra en un papiro hallado en Elefantina (Egipto), donde se le menciona con el gobernante de Samaria y el progenitor de Delayá y Selemías.

¿Por qué Sanbalat se opuso a la restauración de Jerusalén?

Cuando Babilonia conquistó a la tierra del pueblo de Dios, se llevó a casi todos sus habitantes, como parte del botín. La ciudad y el templo quedaron devastados. Años más tarde, Nehemías, quien era el copero del rey, recibió noticias de su tierra. Unos hombres le informaron que las personas que sobrevivieron tenían en una condición deplorable y humillante.

No conforme con eso, le dijeron que los muros y las puertas estaban destruidas. Esto entristeció tanto al hombre, que al presentarse delante del monarca su semblante reflejaba aflicción. Nehemías le pidió a Artajerjes que le permitiera volver a su tierra y reconstruir las murallas. Además, le solicitó materiales para empezar la obra.

Los vecinos de Jerusalén se enteraron de las actividades que se iban a desarrollar. Así que Sanbalat, junto a Tobías y Guésem no les agradó la noticia y comenzaron a buscar las maneras de detener el trabajo. Lo primero que hicieron fue burlarse de los judíos, haciéndoles ver que perdían su tiempo. Ellos pensaban que estas personas le estorbarían la convivencia.

¿Qué otras cosas hicieron Sanbalat y sus amigos en contra de los judíos?

Ellos redactaron una carta dirigida al rey, acusando al pueblo. En su misiva comentaban que si les permitía terminar la obra, se rebelarían y se harían independientes del reino. Además, dejarían de pagar los impuestos, tributos y peaje. Creyendo estas falsas acusaciones, el monarca mando a detener el trabajo.

Más adelante, Sanbalat vio que los habitantes seguían sus labores, por lo que armó un grupo de opositores que lucharan contra ellos. Sin embargo, los judíos establecieron una guardia en todas las horas del día como medida de prevención. Por otro lado, trataron de hacer bajar a Nehemías a un lugar para matarlo, pero él siempre se negó.

Aunque estas maniobras no fueron exitosas, Sinbalat logró que el nieto del sumo sacerdote se casara con su hija. Como Nehemías tuvo que volver con el rey, no conocía de la situación. A su llegada al templo, observa que Eliasib le había dejado un sitio del comedor de la casa de Dios a estos opositores. Por eso, se les expulsó de allí y se quitaron todos los muebles.

Subir