Lirio significado bíblico

lirio

Definición. El significado bíblico de lirio hace alusión a una gran cantidad de flores y no el lirio en sí, abarcando a los tulipanes y jacintos. Estas son flores de hierba comunes en las tierras de Israel y Egipto, que fueron usadas como ornamentos. Tienden a florecer entre diciembre hasta el mes de abril, adornando las praderas de hermosos colores, destacándose el color amarillo de algunas variedades.

Los lirios, cuyo nombre científico es lillium candidum, se especula que nace en los campos de Palestina. En este país no se da en los valles ni entre arbustos con espinas. Por el contrario, lo hace bajo las sombras de otros árboles y zonas boscosas. Al expandirse entre países del medio Oriente, nace nuevas variantes como los iris, loto, narcisos, azucenas, etc. Estas fueron cambiando de forma progresiva y dejando que se cultivaran en ecosistemas distintos.

El significado bíblico de lirio es difícil de conocer, aunque se han tenido varias especulaciones nada seguras. La razón principal por la que no se dio un simbolismo dentro de la Biblia es que no se conoce con exactitud que flor se hablaba. Al haber tantas flores pertenecientes a los lirios, no se determinó cual es la que se mencionó pocas veces bajo su nombre hebreo, shûshan.

Se sabe que tiene una fragancia de agradable olor y hermosos colores. Aunque se han descartado ciertas variedades, como la flor de loto o los tulipanes, al encontrarse en las santas escrituras de manera específica. Puesto que, los lotos eran flores de falsa adoración en Egipto, además que han formado parte esencial de las culturas asiáticas.

¿Cómo se muestra el lirio en la Biblia?

Ahora bien, los lirios solo aparecen en las sagradas escrituras dentro de los Salmos, donde se narró como una melodía conocida.  El significado bíblico de lirio también puede ser referencia de una de las enseñanzas que Jesús dio a los doce. El Mesías mencionó la trascendencia que existía en las cosas materiales y lo relativo que son para el alma.

Para ello, usó como referencia que, sin importar la gloria del salmón, este jamás apreciará los lirios del campo, ni su increíble fragancia. Sin embargo, algunos historiadores piensan que se hablaba de las anémonas, familiares del lirio. Esta flor dentro de las santas escrituras puede verse entre los trigales de Galilea y los valles altos de Jerusalén.

Subir