Lais significado bíblico

lais

Definición. El significado bíblico de Lais es león. Con este término se identifica a una persona de los días de David y a una ciudad de Canaán, conocida también como Lésem. En la Biblia no se habla de forma extensa de ninguno de los dos.

¿Quién fue el hijo de Lais?

Este era un hombre que provenía de Galim y tenía por nombre Paltí o Paltiel. Cuando David era solo un muchacho, trabajaba pastoreando las ovejas de su padre. En ese momento, los israelitas estaban luchando contra los filisteos. Ellos tenían un soldado muy grande y fuerte llamado Goliat. Saúl y sus hombres no querían enfrentarlo, incluyendo los tres hijos de Jesé.

El padre de David lo envió a llevar unas provisiones al campamento y buscar noticias sobre sus familiares. En esto el joven se indigna por las burlas del Goliat hacia Jehová, por eso le pide al rey que le permita enfrentarlo. Antes eso, Saúl había prometido que quién venciera a este hombre, él le daría como premio a su hija Mical como esposa.

El rey accedió a la petición del muchacho sin mucha confianza. Sin embargo, Jehová le dio el poder y habilidad a David de derrotar al gigante con una piedra y una honda. Así que la hija del rey se casó con este joven valiente. Con el pasar del tiempo, Saúl llegó a envidiar la popularidad del guerrero y su corazón se hizo rebelde.

Este comenzó a perseguirlo para darle muerte y le dio a Mical por esposa a Paltí. Cuando David asumió el reinado, le exigió a Is-bóset y Abner que su mujer regresará con él. Esto fue una causa de amargura y desolación para su actual esposo. Este la siguió llorando hasta que uno de los hombres le ordenó que regresara a su hogar.

¿Quiénes conquistaron la ciudad de Lais?

Este lugar se ubicaba al norte de Canaán, sus habitantes vivían tranquilos y sin preocupaciones. Uno de ellos llamado Miqueas había fabricado una imagen tallada, ídolos domésticos y un efod. Los hombres de la tribu de Dan mandaron a algunos de sus hermanos a espiar la tierra para conquistarla.

Antes de irse, se llevaron lo que Miqueas había hecho con sus manos. Luego regresaron y dieron muerte a todos los habitantes de esa tierra. Ellos reconstruyeron la ciudad y le pusieron el nombre de Dan, en honor al padre de su tribu e hijo de Jacob.

Subir