Arisai significado bíblico

arisai

Definición. El significado bíblico de Arisai, es uno de los diez hijos procedente del linaje de Amán. Un hombre que en vida se caracterizó por ser enemigo del pueblo de los judíos. Tal término viene del hebreo Arîsay cuya traducción tiene que ver con un nombre Persa. Sin embargo, no se conoce hasta la fecha una connotación más específica.

Por su parte, tanto Arisai como sus hermanos, aparecen de forma breve en los relatos de Ester. Pues, su padre fue el que tuvo mayor protagonismo dentro de los escritos sagrados. Asimismo, fueron del linaje de otro personaje conocido por Hamedata, quien también tuvo roces con la población judía.

Vínculo de Amán y Arisai

Sabemos que Amán fue un príncipe de una familia de la realeza y que tenía grandes influencias en las decisiones que llevaba el Rey Asuero en su época. Este hombre engendró a sus hijos como lo es el caso de Arisai y les infundió su misma doctrina.

Pues, en los días que vivió, declaró de forma pública que era enemigo del pueblo judío y todo ello tenía que ver con una maldición que recayó sobre su casa tiempo atrás. Se trataba de la familia real amalecita.

Esto se puede apreciar en las siguientes líneas de Éxodo 17:14-16 'Y Dios declaró a Moisés: Escribe en un libro, y di a Josué que raeré del todo la memoria de Amalec de debajo del cielo. Y él edificó un altar, y mencionó: Por cuanto su mano se levantó contra el trono de Dios, el Señor tendrá guerra con él por cada una de sus generaciones.'

Teniendo esto en mente, el padre de Arisai se acercó al templo del rey Asuero y se convirtió en uno de sus favoritos, contando con gran poder. Sin embargo, su vida se caracterizó por albergar un odio profundo hacia la comunidad de los judíos.

Destrucción de Amán y Arisai

Por aquellos días, Amán tramó su venganza porque deseaba acabar con los judíos y con toda su gente. Aunque, su líder fue un hombre llamado Mardoqueo. El padre de Arisai se encontraba furioso porque este personaje no se arrodilló ante su presencia ni le dedicó honores.

Entonces, trazó su plan y se lo presentó a Asuero, quien sin prestarle mayor atención, le concedió cierto permiso. No obstante, una mujer llamada Ester, intervino para que la maldad de Amán no se llevara a cabo. Es por ello, que miles de inocentes se salvaron de la muerte y de la venganza del pariente de Arisai.

Subir