Acsá significado bíblico

acsa

Definición. El significado bíblico de Acsá, es nombre de una mujer que aparece en las sagradas escrituras y que fue la hija de Caleb. Tal término viene del hebreo y se traduce como adorno de tobillo o brazalete.

Por su parte, se sabe que el padre de Acsá decidió entregarla en matrimonio a Otoniel, descendiente del linaje de Quenaz. Y que a la par, era su hermano menor. Tales registros aparecen en el libro de Josué y de los Jueces, nos indican que todo esto se trató de una promesa por parte de Caleb.

Ya que, este personaje dijo que entregaría a Acsá a aquel hombre que fuera capaz de capturar a Quiriat-séfer. Pasado este acontecimiento, su misma hija consiguió que Otoniel se acercara a un campo con el fin de recibirle montada encima de un asno.

Acsá y el mandato de Dios

De acuerdo con los estatutos del Señor, le dio al padre de Acsá una parte entre los hijos de Judá, que conocemos como Hebrón o Quiriat-séfer. Tal tierra heredada, también se consiguió con la ayuda de Otoniel. Por lo tanto, podemos observar una solidaridad entre ambos personajes que forman parte de un mismo clan.

En los tiempos antiguos, era muy sencillo apreciar las buenas relaciones que se entablaban a través de los familiares. Es por ello, que podemos ver que Caleb en su búsqueda de ayuda, decidió realizar una promesa como recompensa. La cual, involucraba a su hija Acsá que se daría por medio del matrimonio a quien resultara victorioso.

Ante estas palabras, Otoniel quiso ser aquel que mereciera el premio mayor. De tal modo, tuvo una actitud que le incitó a arriesgar su vida con tal de obtener a Acsá, tal y como Caleb se la ofreció. Una vez que resultó triunfador, se vincularon ambos clanes.

Sin embargo, lo que Otoniel más anhelaba era que Acsá se casara con él y le dejara descendencia. A su vez, esta mujer de la Biblia estuvo muy dispuesta a esa unión que se consagraría ante los ojos de Dios. De hecho, habló con su futuro esposo para que le pidiera a Caleb una de sus tierras. Teniendo en cuenta, que aún no sabían en donde vivirían.

Así pues, Acsá persuade a Otoniel y este, habla con su padre para que le entregase uno de sus campos, y de esta forma se hizo. Con tal relato, podemos ver que el carácter de Acsá era muy similar al de su progenitor. Pues, pidió lo que le correspondía sin temor de que fuesen a rechazar a su esposo.

Subir