Himeneo significado bíblico

himeneo

Definición. El significado bíblico de Himeneo se deriva de Hymen, el dios griego del matrimonio. A la persona que se le puso este nombre, era en honor a esa deidad. Él vivió en la época en la que Pablo cumplió con su ministerio. Lo más seguro, es que perteneciera a una de las congregaciones donde sirvió Timoteo.

¿Por qué se le conoce a Himeneo como un apóstata?

Sobre los orígenes de este hombre, no se dan detalles en las santas escrituras. Se presume que él se hizo cristiano cuando el apóstol ayudó a formar varios grupos, por medio de su mensaje durante el siglo I. Sin embargo, Himeneo no permaneció fiel a la palabra, sino que se unió a otros y comenzó a apartarse o desviarse de la fe verdadera.

Por lo general, las personas que deciden tomar ese camino no se conforman con darle la espalda a Dios. Más bien, comienza a influenciar a otras para que adopten su misma forma de pensar y actuar. A pesar de conocer lo que quiere Dios, deciden optar por seguir los razonamientos de los hombres o los suyos propios.

Esta situación no era la única vez que se daba en la historia humana, puesto que el primero en hacerlo fue Satanás. A este lo siguieron Adán y Eva y los hombres que vivieron después del diluvio. Por eso, Jehová le había advertido al pueblo de Israel sobre este proceder y sus consecuencias, ya que esas personas debían ser ejecutadas.

¿Qué le mencionó Pablo a Timoteo de Himeneo?

El apóstol le indicó al joven, que este hombre insensato era un blasfemo y estaba lleno de palabras vanas que violaban lo que es santo. Como él había decidido apartarse de la verdad, junto a Fileto, por lo que le recomendaba a tener cuidado de ellos. Estos estaban enseñando doctrinas falsas y convenciendo a otros hermanos.

Himeneo afirmaba que la resurrección ya había ocurrido en su época, indicando que esto era algo espiritual o simbólico. Así que los cristianos que ya se dedicaron y bautizaron, vivieron ese suceso. Por lo tanto, no era lógico esperar que el reino mesiánico de Dios, se pasara por algo parecido.

Por eso, en la primera carta que Pablo le dirigió a Timoteo, le indicó que tanto Himeneo como Alejandro (otro apóstata) los entregó a Satanás. Es probable que estas palabras se referían a que se les había echado o expulsado de la congregación cristiana.

Subir