Arauna significado bíblico

arauna

Definición. El significado bíblico de Arauna, es un hombre yebusita que poseía un terreno en el que se sacudían los granos. Tal término proviene del hebreo árawná, pero su traducción es incierta. Por su parte, tampoco se conoce un origen certero respecto a ese personaje, aunque, algunos alegan que era hitita por las características de su nombre.

Ahora bien, en 2 Samuel 24:24, podemos encontrar la siguiente referencia bíblica 'Y el rey dijo a Arauna: No, sino por precio te lo compraré; porque no ofreceré a Jehová mi Dios holocaustos que no me cuesten nada. Entonces David adquirió la era y los bueyes por cincuenta siclos de plata.'

Esto aconteció porque David deseaba un lugar en el cual pudiese ofrecer sacrificios hacia el Señor y para ello, requería el permiso de Arauna. Sin embargo, no estaba dispuesto a invadir su terreno de manera gratuita, sino que, en cambio, deseaba otorgarle una retribución por el mismo.

Gracias a estos acontecimientos, en Arauna más adelante se llevó a cabo la construcción del templo en el cual profesar la fe hacia Dios y rendirle tributo por medio de alabanzas. Es importante señalar, que en los relatos del primer y segundo libro de las Crónicas, se cita a este hombre por Ornán.

Arauna rey de los jebuseos

Por su parte, existen tradiciones de origen judío que catalogan a Arauna como el último de los mandatarios que ejercieron su poder entre el pueblo de los jebuseos. De acuerdo con la Biblia, se trataba de una tribu cananea, pues, estas personas provenían del linaje de Canaán. El que a la vez, descendió de la familia del patriarca Noé.

Es importante mencionar, que sobre Canaán se advino una maldición que se derivó del episodio de Noé en estado de embriaguez frente a sus hijos.

Siendo así, que Cam lo viera y se burlara de su desnudez. Aunado a ello, es posible que Arauna como rey de los jebuseos habitara al norte de Jerusalén. Ya que, también existieron otros reyes en el caso de Adonisedec.

A pesar de las batallas que se libraron en este territorio, los jebuseos nunca abandonaron su tierra y la convirtieron en una verdadera fortaleza. Más adelante, llegó el rey David a aquel lugar y Arauna le permitió quedarse en ella durante el tiempo que considerara necesario.

Es por tal razón, que poco después David llamaba a Arauna el rey de los jebuseos, pues tenia bueyes que le servirían para ofrecer a Jehová en forma de holocausto sagrado.

Subir