Alga significado bíblico

alga

Definición. El significado bíblico de alga, es una planta con pigmentos asimiladores, capaz de realizar fotosíntesis y de tal modo, obtener el carbono que proporciona la misma luz del sol. Así pues, se trata de un organismo con morfología muy variada que vive en medios muy diversos, en lugares húmedos, en la tierra, o en el agua.

El alga, aparte de ser una planta extraordinaria, se puede observar en una variedad de claros y oscuros. Tal aspecto depende de los pigmentos presentes en los plastos, como por ejemplo, la clorofila que es de color verde. Y también, otros componentes de diversos tonos que conforman lo que es la naturaleza que creó el Señor.

Alga según la Biblia

Si traemos a explicación el término de alga, este en el antiguo hebreo se suele traducir como caña. Pero, en el pasaje de Jonás, parece significar alguna clase de elemento marino, teniendo en cuenta que Jehová lo envió a Nínive, una ciudad grande en la que predicó y expresó sus palabras.

Sin embargo, este hombre huyó de la presencia de nuestro padre, al embarcarse rumbo a Tarsis, y de tal modo, el creador envió un fuerte viento en el mar. Lo que trajo como consecuencia la amenaza de hundirse y morir junto a la tripulación que a su lado se encontraba.

Ante tal vicisitud, Jonás les pidió a los varones que lo lanzaran al agua y luego de ello pasó la tempestad, pero a él lo trago un pez y duró tres días y noches. Es posible que en esta anécdota viera diversos tipos de alga, antes de que el pez lo vomitara en la tierra bajo el mandato divino del Señor.

El alga y el mar rojo

Al expresarnos sobre el mar, primero recordemos que el alga vive en ese ambiente y el mar se puede encontrar en variedad de versículos en que lo pronuncian.

Más en tal caso, se tiene por ejemplo a Éxodo 10:19 en las plagas de Egipto y en donde se nos indica lo siguiente, 'El cual hizo soplar un viento muy fuerte, que arrastró las langostas hasta el mar. Ni una sola quedó en todo el territorio de Egipto.'

El resultado, es notable cuando se nombra al mar rojo, porque se trata de una prueba que posee la ficoeritrina, y que nos deja en claro que el alga es de esta misma tonalidad. Aun cuando ninguna de las versiones antiguas de la escritura traduce esos pasajes por tal término, es muy cierto que crecen en esa clase de ambiente.

Subir