Pueblo significado bíblico

pueblo biblia significado

Definición. El significado bíblico de pueblo proviene del término 'popŭlus' en latín. Se refiere a una comunidad de personas que habitan un lugar. Estas tienen similitudes culturales. Pueden estar unidas por factores como el Estado, religión o socio-economía.

El pueblo constituye al colectivo de una región o país, formando una nación. De esta manera se organiza una sociedad. Comparten lenguaje, tradiciones, creencias y corrientes de pensamiento. Los moradores forman parte de un ecosistema, cuya estructura suele estar compuesta por autoridades, ciudadanos y el territorio.

Las sagradas escrituras ilustran historias basadas en las antiguas tradiciones de los Judíos. Además de enseñanzas y costumbres. La Biblia tiene la intención de educar al pueblo cristiano con los ideales que el Santísimo proclama. En esta recopilación de libros, encontramos que se unifican por el amor de Dios hacia el pueblo que vive y trasciende en su gloria.

Las comunidades que siguieron a Jesucristo se fundamentaron en la santa palabra, pues era la voluntad del altísimo. Es por ello que Cristo promulgó sus ideas de amor y libertad al pueblo, para que pudiesen difundirlas a futuras generaciones. Así los pobladores de todo el mundo podrían existir en gracia y seguir los pasos hacia la vida eterna.

El pueblo elegido de Dios

Se refiere al pueblo judío, está compuesto por los descendientes de Jacob, llamado Israel, que en Hebreo quiere decir 'El que lucha con Dios'. Este nombre fue dicho por un ángel a Jacob, cuando narra el camino de Betel en el libro del Génesis. Se considera la tierra elegida por el Creador.

Sin embargo, esta no respecta a la nacionalidad o el lugar de donde provienen las personas. Representa la agrupación de sus fieles seguidores, quienes se guían por sus valores. Todo aquel que admite el amor del Santísimo en su corazón, se invita a ser parte del pueblo sagrado.

Las iglesias también son consideradas congregaciones que se rigen por la palabra del señor. Las comunidades que están al servicio de El Salvador deben rendirle alabanzas y ser devotas a su voluntad. Además de enseñar y ser parte de la misión divina que predijeron los profetas.

En la Biblia, Dios anuncia que los pobladores que moren bajo sus principios tendrán su gracia. Si obran desde el bien, las naciones serán protegidas y glorificadas con abundancia, por el contrario, castigadas y condenadas al exilio y la desgracia. Los elegidos gozarán de las bendiciones del reino prometido.

Subir