Ministerio significado bíblico

ministerio cargos personas

Definición. El significado bíblico de ministerio es la mediación de servicio entre Dios y los hombres. En el A. T., aunque no el nombre, existí­a la idea. Y diversas funciones, como la del rey, los profetas, los sacerdotes, ejercí­an un verdadero ministerio en el sentido indicado.

En el N. T., siendo Jesús el único mediador, es también el ministro de la Nueva Alianza. El posterior no es más que la continuación de este servicio de Cristo y participación de él (Mt 10,40). Es un favor a la comunidad.

Los dos ministerios principales son el servicio de la palabra (Rom 12) y el de la comunión fraterna (Rom 12,8). Es decir, el fundamental es el de los apóstoles. Y luego otros, que el Espí­ritu Santo distribuye, a modo de carismas, al servicio del pueblo de Dios. Según las necesidades que las personas tienen.

Cargos del ministerio cristiano

Como el ministerio es 'un servicio en el medio', cada vez adquiere en la Iglesia una jerarquí­a mejor definida. Designados por los apóstoles, aparecen los ancianos o presbí­teros, quienes dirigen y presiden las asambleas cristianas. Los diáconos, encargados de servicios inferiores, materiales, aunque también ejercen el apostolado de la palabra.

Los obispos, por fin, son, como indica el término, los inspectores, los líderes de las comunidades para vigilar sobre ellas. Con autoridad que se va perfilando cada vez más. Todos esos ministerios se dan por el rito de la imposición de manos. Tiene, pues, un carácter sacramental.

Siendo la continuación del servicio mediador de Jesucristo como sacerdote del N. T., este triple ministerio representa el seguimiento en la Iglesia. Procedente de los apóstoles, del único sacerdocio de Jesucristo, en su aspecto jerárquico. Es decir, como esencial servicio entre Dios y el pueblo cristiano, que también participa de un sacerdocio radical en virtud del sacramento del bautismo.

Esta palabra (del latí­n 'ministerium') es la traducción del griego 'diakoní­a'. Sirve para indicar la realidad del servicio eclesial. En el Nuevo Testamento se refiere con frecuencia a los apóstoles.

Con la venida de Jesucristo a la Tierra se dio paso a un distinto ministerio. Pues comisionó a sus seguidores a hacer discí­pulos de gente de todas las naciones (Mt 28:19).

El significado bíblico de ministerio se refiere al trabajo y servicio realizado por un ministro, siervo o ayudante. Quien tiene que rendir cuentas a una autoridad superior. En el antiguo Israel, los levitas eran ministros de Jehová. Los profetas también ministraban de una manera especial.

Subir