Agricultura significado bíblico

agricultura campo

Definición. El significado bíblico de agricultura es el proceso de cultivar la tierra con el fin de hacer crecer los alimentos necesarios para subsistir.
Los pueblos y civilizaciones que dieron vida a los relatos de la biblia, basaban su vida en la agricultura. En este sentido, mediante el uso y comercio de los productos agrícolas podían satisfacer sus necesidades alimenticias y obtener dinero.

Etimología de agricultura

El término agricultura en la Biblia es usado muy pocas veces, como tal, esta no es una palabra de origen bíblico. Viene del latín agri que significa campo y cultura que antes tenía connotación de cultivo y crianza. Por lo que hace referencia al proceso de cultivo, labranza y cuidado de tierra.

El proceso de cultivo de la tierra era tan importante para estas civilizaciones que el calendario tenia basamento en el año agrícola. Así pues, durante el año estaban marcadas varias fechas de gran importancia que implicaban acontecimientos o fiestas de índole agrícola. Por ejemplo, la fiesta de los primeros frutos en donde celebraban el surgimiento del cereal. La fiesta de los tubérculos y de reunión familiar también era un gran acontecimiento.

Agricultura en la Biblia

La palabra agricultura aparece solo una vez mencionada en las escrituras bíblicas, sin embargo, esto no significa que no tuviera relevancia. Pues, para hacer referencia al acto de cultivo de la tierra se usaba la palabra labranza y la persona que realizaba dicho proceso, se le conocía como labrador.

De hecho, este acto de cultivar y cuidar la tierra se menciona desde el libro del (Génesis 2:8-15) en donde dice: 'Que Cuidar el jardín del Edén se transformó en trabajo después de la maldición'. Por lo tanto, Adán y su descendencia fueron los primeros labradores que tuvieron que vivir de la agricultura.

En tiempos posteriores la agricultura se fue desarrollando y cada pueblo adaptó este proceso según sus la cualidad de su tierra o ventajas que tenían. De esta manera el pueblo de Canaán desarrolló la agricultura con base en la lluvia. Por lo que tenían que esperar la época de lluvias para una mejor producción.

Por el contrario, los egipcios dependían de la inundación del rio Nilo, situación que se presentaba una vez al año después que se presentaran lluvias en Étiopia. Así pues, la agricultura egipcia tenía ya un sistema de irrigación que ayudaban a las grandes cosechas de trigo, melones, ajos, cebollas, pepinos y otros vegetales que los israelitas no tenían.

Subir